¿Dudás y te vas?

Arturo Mina llegó para ocupar el lugar de Lollo, pero su rendimiento no fue el mejor y tiene un pie afuera del club. Balance de una apuesta que genera dudas.

Fue la apuesta de la dirigencia ante la incertidumbre del físico de Lollo. Sin embargo, no todo sale bien: Arturo Mina no mostró su mejor nivel en River y está dispuesto a dejar el club, algo que no lamenta ni Gallardo ni la directiva.

El central ecuatoriano, finalista de la Copa Libertadores con Independiente del Valle, tuvo un arranque prometedor en el Millonario, siendo atrevido, seguro y convirtiendo en el triunfo 1-0 sobre Talleres, en Córdoba.

Tras ganar la Recopa Sudamericana y afianzarse como titular, el desgaste físico comenzó a hacer mella en el rendimiento del futbolista, que llegó sin hacer pretemporada y alternó constantemente partidos con el equipo y su Selección.

Desde abril hasta diciembre, disputó 51 encuentros (16 en River, un gol) y el descanso llegó en el momento menos esperado: tras un mal Superclásico, fue suplente en el partido más importante del semestre, contra Rosario Central por la definición de la Copa Argentina.

“Si viene una oferta de afuera lo pensaré, me gustaría cambiar de aire”, afirmó hace días el ecuatoriano. La declaración no cayó bien por Nuñez: Gallardo y la dirigencia no vería con malos ojos que se marche si compran su pase y, así, liberar un cupo de extranjeros, que podría ser ocupado por Polenta.