El mejor del semestre

Lucas Alario fue lo más regular en el irregular semestre de River. Con nueve tantos, el Pipa terminó como lo más sobresaliente de un equipo que deberá mutar para mejorar. Suplente en la definición por Copa, quedará marcado.

Veinte partidos fueron los que el Santafesino disputó, entre campeonato local (13) y Copa Libertadores (7), y nueve los gritos de gol que aportó en un semestre que comenzó con ilusión y terminó con resignación. En certamen doméstico lo sufrieron: Quilmes, Rosario Central, Indepeniente, Banfield, San Lorenzo y Arsenal. Mientras que, por Copa, The Strongest, Trujillanos e Independiente del Valle lo vieron celebrar.

Su ¿último gol en River?, ante Arsenal, terminó de completar una radiografía de su primera mitad de año. Lucas terminó siendo, desde los números y el rendimiento, lo más destacado dentro de una temporada que se planificó con grandes objetivos pero que terminó de una manera muy distinta a la esperada por el CT, los jugadores y los hinchas. Ahora a barajar y dar de nuevo, a rearmarse y apuntar alto para una segunda mitad de año que tendrá como principal objetivo la obtención de la Copa Argentina para poder clasificar a la Libertadores 2017.