Ya corre

Aunque no llegue para los últimos dos partidos del torneo, Andrés D’Alessandro se recupera de la lesión. Quiere arrancar con todo la pretemporada.


Andrés D’Alessandro tiene un desgarro de grado 1 en el aductor izquierdo. Sin embargo, aparenta estar mucho mejor de lo que indica el parte médico oficial. Porque el Cabezón ya comenzó trotar. Levemente, sí, pero lo hizo hoy en el predio de Ezeiza mientras sus compañeros se entrenaban de cara al duelo con Gimnasia.

D’Alessandro no jugará con el Lobo ni tampoco lo hará con Arsenal en la última fecha, pero quiere arrancar la pretemporada con todo. De cero. Y a punto físicamente para encarar el torneo local, la Recopa Sudamericana y la Copa Argentina, fundamental para disputar la Copa Libertadores del año que viene.

Porque hay lenguas que afirman que si River se clasifica, el Cabezón, aunque su préstamo termine el 31 de diciembre, se quedaría a jugar. Porque quiere revancha.