“¿Andújar? Me gusta”

Enzo Francescoli blanqueó el interés por el arquero. Reconoció que el jugador que más extraña es a Matías Kranevitter. Y se plantó: “Un jugador de treinta y poco no puede ser el salvador de River”.


Enzo Francescoli ya piensa en el River del futuro. Pronto se juntará con Gallardo para profundizar sobre los refuerzos, pero el secretario tiene claro que “un arquero y un lateral vamos a tener que traer. Trataremos de reforzar algunos puestos que, por ahí, algunos jugadores hay que esperar un poco más. Hoy por hoy no hay ningún pedido oficial por ningún jugador”.

El lugar que deja vacante Barovero es prioridad. Y Mariano Andújar es el candidato número uno a ponerse el buzo de Trapito. “Sí, me gusta, como también me gusta Muslera, pero sale 14 millones de euros”, reconoció el uruguayo. Ahora habrá que negociar con el Nápoli, dueño del pase del todavía arquero de Estudiantes, que también lo pretende para la próxima temporada.

Sobre el que se va, Francescoli dijo: “Le deseamos lo mejor. Ojalá el sábado lo pueda despedir la gente de la mejor manera. Que disfrute lo que ha decidido, buscar un lugar de tranquilidad. Y sin dudas, es el mejor arquero del país”.

Enzo ya extraña a Barovero como aún tiene nostalgia por Matías Kranevitter: “Para el juego que sostenía River era fundamental. Lo marco por la función táctica que cumplía”.

En su mandato volvieron Aimar, Saviola, Lucho González, pero ninguno pudo completar una buena prestación. Sólo Cavenaghi jugó más, hizo goles y hasta se fue campeón de América. Esto, igualmente, no le quita chances a los ex para regresar. Eso sí: para Francescoli son ellos los que deben mover una ficha. “Cuando un jugador quiere volver tiene que dar el primer paso. Me pasó con Manchester City cuando busqué a Demichelis. Me pidieron 15 millones y contesté ‘ni en pedo'”.

Y cerró: “Un jugador que vuelve con treinta y pico de años, no puede ser el salvador de River. Yo cuando volví a River tuve suerte. Me sostuve con jugadores como Ortega, Gallardo y varios jóvenes. No todos van a triunfar con la suerte que tuve yo o con la que tuvo Verón, Milito. Son muy puntuales los casos”.