“River no va a correr como nosotros”

En diálogo con Pasión Monumental Radio, Pablo Repetto, DT de Independiente del Valle, cree que los suyos tendrán mejor resistencia a la altura. Igual, respeta: “Vamos a enfrentar a un rival de cuidado”.

Uruguayo, desde hace cuatro años conduce los destinos de Independiente del Valle, este sorpresivo conjunto ecuatoriano que se metió entre los mejores 16 de la Copa y será rival de River.

Mientras le pide a uno de sus perros que deje de ladrar, Pablo Repetto atiende a Pasión Monumental radio y habla primero de los coletazos del terremoto. “Fue una semana complicada por la tragedia que estamos viviendo. Por suerte ninguno de nuestros jugadores tuvo algún familiar afectado. Pero desde lo emocional sí estamos tocados con lo que pasó”.

Y ya se enfoca en el cruce con el campeón de América: “Tenemos muchas ganas de jugar un partido trascendental. River impone respeto, tiene buenos jugadores de tres en cuartos hacia adelante. No somos ingenuos, no nos vamos a descuidar en defensa. Siempre jugamos de la misma manera. Somos dinámicos, veloces, buscamos el arco rival. A veces el otro equipo no te deja imponer, pero esa es la idea. Con River no vamos a cambiar”, avisa.

Desde Ecuador, el oriental vio a los de Gallardo con Boca. ¿Y? “La actualidad juega. River, al no tener chances en el torneo, se aferra a la Copa y eso lo hace más complicado. Se ve una mejoría, un equipo que se repite. No es el mismo del año pasado, pero es un rival de cuidado. River fue criticado por no ganar el Superclásico con uno más y eso los hará estar más metidos”.

- ¿Harán pesar la ventaja de la altura?

– Somos conscientes que River no va a correr como nosotros. Por eso hay que proponer un ritmo vertiginoso. Esto no es La Paz, Oruro, acá se puede jugar de ida y vuelta. Con San Lorenzo empatamos sobre la hora en 2014. Esto quiere decir que si bien no se corre lo mismo que en el llano, el oxígeno para sostener el partido es bueno.

Conocedor de Rodrigo Mora, a quien dirigió en Cerro y Defensor Sporting, Repetto quiere quedar en los libros: “La cancha estará casi llena, para nosotros no es común jugar con tanta gente y no sé cómo nos caerá en la concentración. Vamos a jugar el partido más importante de la historia del club. Dejaríamos una huella si le ganamos a River”.