De mal en peor

Nacho Fernández sigue complicado por una gastroenterocolitis y no viajará a Quito para enfrentar al ignoto Independiente del Valle por la Copa Libertadores.



Desde que llegó a River, Ignacio Fernández tuvo mucha mala suerte con su salud. La misma le impidió jugar varios partidos.

En febrero, antes de viajar a Venezuela para enfrentar a Trujillanos por la Copa, el zurdo, como el resto del plantel, se dio la vacuna contra la fiebre amarilla, aunque él fue el único que se vio aquejado por vómitos y fiebre. Por ese cuadro tampoco jugó con Rosario Central.

En los últimos tiempos se había ganado un puesto y para Marcelo Gallardo era titular. Pero en la previa del Superclásico evidenció un severo cuadro febril y no pudo ir a la Bombonera. El lunes el parte médico indicó que además tiene gastroenterocolitis y por eso no viajará a Ecuador para visitar a Independiente del Valle.

Nacho, de mal en peor.