“Todavía me duele, pero no me lo quiero perder”

Rodrigo Mora está mejor de la lesión, tiene el alta médica y estaría disponible para jugar contra San Pablo

A diferencia de Maidana y Mammana, en duda por sendas lesiones, Rodrigo Mora fue la buena noticia en el entrenamiento del lunes en el Monumental. Porque el uruguayo está mejor de un traumatismo lumbo sacro (izquierdo) y podrá estar con San Pablo el miércoles en busca del pasaje a los octavos de final de la Copa Libertadores.

Morita ya se entrenó a la par de sus compañeros, aunque algunas tareas las hizo aparte. Pero tiene el alta médica y sería el ladero de Alario en el ataque en el Morumbí.

El uso del potencial tiene un porqué. El oriental aún siente molestias. “Todavía me duele, hoy bajé las cargas, veremos si llego bien y si Gallardo me pone. Es el tipo de partido que nadie se quiere perder”, dijo luego del entrenamiento.