Un homenaje merecido

Los campeones de las Libertadores 1986 y 1996 fueron reconocidos por el club y le hicieron un pasillo al campeón 2015.

Fue una tarde de emociones en la vuelta al Monumental tras el 3-0 con Tigres que provocó la obtención de la tercera Libertadores de América. Pero River no sólo le agradeció el éxito al equipo de Gallardo, sino que también homenajeó a los campeones de las Copas de 1986 y 1996.

Por eso el Liberti tronó al grito de “uruguayo, uruguayo” cuando la voz del estadio mencionó a Francescoli y lo mismo ocurrió con el “Aloooonso, Aloooonso” cuando se citó al Beto.

No fueron los únicos campeones presentes. De la primera Copa estuvieron Pumpido, Goycochea, José Miguel, Ruggeri, Gordillo y Patricio Hernández. De la segunda Libertadores aparecieron Hernán Díaz, Gancedo, Luigi Villalba, Pichi Escudero, Medina Bello y Lavallén.

A las 17.53, cuando River asomó en el campo de juego, mientras Barovero y Ponzio llevaban la Libertadores y la Suruga Bank, los veteranos hicieron un pasillo a la europea.

Hubo aplausos, abrazos, emoción y un “dale campeón” bien fuerte.

Imagen: Nicolás Aboaf