Comienza lo más importante

River quiere recuperarse de la caída en el Superclásico por el torneo local. Y qué mejor que hacerlo esta noche, con un Monumental a reventar, por la ida de octavos de final de la Copa Libertadores. Arranca 21 horas. Dirige Delfino.

Ahora arranca lo más importante. No se le quita valor a lo que pasó el domingo en La Boca, donde River fue inferior y cayó sin discusión en un partido que tenía controlado. Que el golpe le haya servido a la tropa de Gallardo para volver a ser en una noche especial y con un Monumental que estará colmado como en sus grandes noches.

Arranca la serie de Copa Libertadores por un lugar en los cuartos de final. Serán 180 minutos tan apasionantes como sufridos. Pase lo que pase, es así.

¿Cómo se le gana al eterno rival? Gallardo tiene un plan. Tres zagueros, dos volantes centrales, dos carrileros, un enganche y dos puntas. La idea es cortar los circuitos de juego sin dejar de correr los riesgos habituales de este River. Pero nada de locuras, porque la serie no se termina esta noche. Igual, lo que pase en el Monumental puede ser determinante para la revancha dentro de siete días en la Bombonera.

Formaciones: 

River (3-4-1-2): Marcelo Barovero; Emanuel Mammana, Jonatan Maidana, Ramiro Funes Mori; Carlos Sánchez, Leonardo Ponzio, Matías Kranevitter, Leonel Vangioni; Sebastián Driussi; Rodrigo Mora, Teófilo Gutiérrez. DT: Marcelo Gallardo.

Suplentes: Julio Chiarini, Germán Pezzella, Camilo Mayada, Ariel Rojas, Gonzalo Martínez, Leonardo Pisculichi y Fernando Cavenaghi.

Boca (4-4-2): Agustín Orion; Leandro Marín, Daniel Díaz, Marco Torsiglieri, Nicolás Colazo; Pablo Pérez, Fernando Gago, Adrián Cubas o Marcelo Meli, Nicolás Lodeiro o Federico Carrizo; Cristian Pavón, Jonathan Calleri. DT: Rodolfo Arruabarrena.

Suplentes (uno se quedará afuera del banco): Guillermo Sara, Guillermo Burdisso, Gino Peruzzi, Meli o Cubas, Lodeiro o Carrizo, Guido Vadalá, Andrés Chávez y Daniel Osvaldo.

Horario: 21.00.

Arbitro: Germán Delfino.

Estadio: Monumental.