“Es una final”

Se juega un partido decisivo. River debe ganar en México para seguir en la Copa Libertadores y los jugadores lo saben. “Es una final y vamos por ello”, manifestó Carlos Sánchez en diálogo con ESPN.

Mañana será el día en el que el equipo trace su camino a seguir. Una derrota significará una despedida pronta y dolorosa, un revés gigante para un plantel que supo darle muchas alegrías al hincha. Por eso, el apoyo es incondicional y el goleador del último Clásico ante San Lorenzo lo reconoce.

“Tenemos el apoyo de todo, sabemos que hay que mantener la tranquilidad y llegamos muy bien”, analizó. Y agregó: “Tenemos que concretar todo lo que creemos y ser inteligentes para defendernos”, cerró.