Un goleador copado

Como en la Recopa, Sánchez se puso la ropa de 9 y metió un golazo.

Un goleador inesperado. Y copado. Porque la metió por dos en la serie ante San Lorenzo para ganar la Recopa y ahora dio el presente contra Tigres.

Carlos Sánchez es un goleador copado. Parece que el ámbito internacional le sienta muy bien al uruguayo. No sólo fue uno de los motores para llegar al empate, sino que el 1-1 fue por su pie derecho tras una excelente volea.

Sánchez está encendido. Metió 5 de los últimos 12 goles de River.

Imagen: Nicolás Aboaf