El sueño tendrá que esperar

Finalmente, Aimar será operado otra vez y es incierto su futuro. ¿Se retira? 

Y el sueño tendrá que esperar. Lamentablemente. Porque Pablo Aimar será operado nuevamente en el talón derecho, como pasó en agosto de 2014.  La intervención será el próximo jueves y estaría entre tres y cuatro meses parado.

El nunca vendió humo. Siempre dijo que sería cauto con su recuperación. Que no iba a apurarse y que si no disfrutaba del fútbol, lo mejor era correrse. ¿Ahora se retira? No. Su familia no quiere que sufra más, porque todo recrudeció, como adelantó Pasión Monumental, cuando mediante unos estudios médicos se confirmó un edema en el sobrehueso intervenido.

Ahora Aimar deberá pasar por un quirófano nuevamente. Ya no se trata de una cuestión deportiva, sino también de vida. Igual, el cordobés lo intentó. Pidió hacer la recuperación en River, aunque no hubo presentación oficial ni firma de contrato. Sólo un seguro que corresponde ante cualquier eventualidad.

“Aimar puede jugar con Pisculichi y el Pity Martínez”, soñó alguna vez Gallardo en voz alta. Por ahora sólo quedará en la imaginación.