Otra fiesta Monumental

La gente acompañó, llenó la cancha y se fue confiada en ganar la Recopa.

No hubo un solo reproche a la caída con Boca. Y eso que caló hondo, que dolió. Sin embargo, el hincha copó la cancha, el Monumental estuvo colmado, con una recaudación que superó los 11 millones de pesos.

Cuando la voz del estadio anunció la formación hubo un aplauso cerrado a todos los jugadores. Entre los más vivados estuvieron Cavenaghi y Teo Gutiérrez. Un escalón más abajo Pisculichi, Kranevitter y Funes Mori. También batieron palmas para Gallardo.

Esa fue una señal de apoyo y de respaldo para un equipo que venía golpeado. La gente sufrió por el gol que no llegaba, pero deliraron cuando Sánchez puso el 1-0. Y se fueron confiados en ganar la Recopa en la cancha de San Lorenzo. Otra fiesta Monumental.

Imagen: Nicolás Aboaf