Frenado

Así está hoy el pase de Tabaré Viudez. Todo porque el Kasimpasa pretende una cifra que hoy River no quiere pagar.

Lo que hace unos días estaba allanado, de pronto, porque así también es el mercado de pases, se complicó. Y mucho. Hoy, la chance que Tabaré Viudez llegue a River se frenó.

¿Por qué? Kasimpasa, club dueño de su pase, pretende más dinero del previamente acordado para liberar a un futbolista al que aún le quedan seis meses de contrato. “Habíamos arreglado todo hace unos días. 500 mil euros ponía River, 500 mil el jugador y todos contentos. Ahora los turcos quieren que se ponga un millón más. Es imposible hacerlo”, le contó a este sitio un dirigente que sigue las negociaciones desde Punta del Este.

Casualmente, en Uruguay también está Viudez, que aprovechó los días de parate en la liga turca y se tomó un avión rumbo a su tierra. Su deseo, como el de Gallardo, que lo fijó entre sus prioridades para reforzar el plantel, era no volver jamás a Europa y sumarse rápidamente a River. Pero, finalmente, deberá subirse a un avión el domingo para sumarse a los entrenamientos.

¿Esto quiere decir que el pase está caído definitivamente? No. El mercado es volátil y lo que es blanco hoy mañana puede negro. O viceversa. Viudez quiere ponerse la banda roja. Incluso resigna dinero para que esto suceda. Sabe que el Muñeco le dará una buena chance, que de paso le servirá para estar cerca de su selección. Aunque, por ahora, todo será una ilusión.