“Di todo, no me guardé nada”

Volvió a River para triunfar, para cumplir su deseo de estar en el club que lo cobijó. Todo salió mejor de lo esperado y eso lo catapultó a la Selección de Uruguay. Tras su debut oficial, Carlos Sánchez destacó: “Di todo, no me guardé nada”.

Que se le pida a gritos que regrese indica que se convirtió en una pieza indispensable en el funcionamiento del equipo. Por eso, mejor guardarse algo Carlitos…

Más allá de eso, y con humorada de por medio, lo más importante fue los halagos que recibió y los 80 minutos que vistió la Celeste Charrúa en el 3 a 3 contra Costa Rica. “Me voy conforme, estar en este plantel ya me hace un hombre feliz. Tengo tranquilidad de que dí lo mejor de mí, no me guardé nada”, manifestó.

Y cerró: “En el himno se me cayó una lágrima porque se me vinieron muchas cosas a la cabeza de un momento a otro. Estoy cumpliendo un sueño. Soy una persona privilegiada”.