Puntajes: Dos para triunfar

Otra actuación importante para el campeón, líder e invicto. En un contexto de cambios, Teo y Sánchez fueron los mejores.

Marcelo Barovero (7): Se le reclamó el error en Paraguay, matizado por la victoria. Hoy fue clave nuevamente para demostrar que los errores son casi nulos en sus actuaciones y que, la generalidad, es que salve las papas. Dos tapadas claras para sostener la victoria en el peor momento.

Augusto Solari (5): Tuvo otra chance como titular por las molestias de Mercado. Si bien alternó buenas con malas en un primer tiempo que lo vio activo, en el complemento bajó ostensiblemente su nivel y permitió jugar a sus espaldas, desde donde Belgrano casi empata el partido.

Jonatan Maidana (6): Partido sin fisuras para el central fijo de River. Es el único que no puede faltar en la línea de fondo por cuestiones de mando y porque es una muralla por arriba y por abajo.

Eder Alvarez Balanta (6): Volvió a jugar después del Mundial y demostró porqué es querido en el club. Soltura para la marca, inteligencia para la entrega y precisión para empezar la gestión de las jugadas desde el fondo.

Leonel Vangioni (7): Con la confianza a tope después del partido con la Selección Argentina, el lateral se vistió de goleador y abrió el marcador con una definición simple, con tranquilidad de delantero.

Carlos Sánchez (8,5): Tan clave como Teo en el marcador. Sí, porque si bien fue el colombiano el que se llevó los laureles por los goles, fue él quien le regaló los festejos. Centro preciso y a la carrera para el primero del cafetero; inteligencia y creatividad para gestar la jugada y entregarle el segundo gol a su compañero con un centro atrás letal.

Guido Rodríguez (6,5): Tranquilidad de experimentado para el debutante en torneos locales. Inteligencia para cortar, precisión para entregar siempre a un toque y capacidad de asociación con las ‘mitades’, los de atrás y los de adelante.

Ariel Rojas (7): Pase de Pirlo para abrir el resultado. El volante silencioso hace cada vez más ruido con actuaciones descollantes y solidaridad para entregar, repartir y rasparse en la recuperación.

Leonardo Pisculichi (6): Lejos de su nivel habitual, cada vez que toca la pelota hace diferencia. El enganche tuvo un partido deslucido en el que la pelota llegó poco a sus pies. Sin embargo, no se cansó de buscarla y colaboró en la creación.

Rodrigo Mora (5): Recuperación importante en el primer gol, poco en el resto del partido. Mucho desgaste y poco peso en el área.

Teófilo Gutiérrez (8,5): Siempre está, siempre. El cafetero es la cara visible de este River que golea cuando él está y que sufre cuando se ausenta. Es el faro del equipo, todos juegan con su referencia y es por eso que la participación es necesaria en cada jugada. Dos goles para ser el máximo artillero, con 10…

Sebastián Driussi, Gabriel Mercado y Lucas Boyé: no calificaron.

Imagen: Nicolás Aboaf