Los puntajes vs. Colón

Julio Chiarini apareció para tapar los baches en el partido y darle la victoria al equipo en la tanda de penales. Indispensable, figura y el arco está tan bien cuidado como la temporada pasada.

Julio Chiarini (8): Figura inobjetable. Todo lo bueno que hizo en el partido, donde sacó dos mano a mano y un remate fulminante de Alario que hubiese significado derrota y sin dar rebote, lo justificó en los penales. Sacó dos y fue clave para la victoria.

Gabriel Mercado (6): Ida constante, criterio para cuidar las espaldas, alternativa para desnivelar por sorpresa.

Germán Pezzella (6): Prolijo, tiempista para no quedar pagando y con determinación para salir por abajo.

Ramiro Funes Mori (5): Flojo en la marca, a sus espaldas jugó Colón y lo salvó Chiarini. En el tramo final del partido levantó y arremetió para buscar el resultado.

Bruno Urribarri (6): Debut más que auspicioso. Estuvo seis meses esperando para entrar, colaborar en ofensiva,
hacer un cerco su zona y además convertir el gol de la victoria. Gran alternativa para Vangioni.

Augusto Solari (5): Intentó mucho en el primer tiempo, siempre con cabeza levantada y poca colaboración de sus compañeros de línea. Se fue apagando, se volvió impreciso y se fue sin pena ni gloria.

Leonardo Ponzio (5): Tiene un 100% de efectividad en pases a dos metros. Eso sí, un 0% en tramo largo y medio, sumando a la falta en el cambio de ritmo.

Osmar Ferreyra (5): A destiempo de la jugada, lo poco que tenía para aportar con disparos desde afuera se fue en una esperanza más que en realidades.

Tomás Martínez (6): Encarador, picante, insistente para asociarse y buscar compañeros de fórmula. Por momentos encontró asociaciones por los laterales, por otros con los de arriba. Nunca dejó de intentar.

Teo Gutiérrez (6): Siempre prolijo, siempre con el pase justo, la carrera precisa y el peligro constante en el arco rival. La tuvo en el final, lo contuvo Broun. Es todo.

Lucas Boyé (5.5): Buenas intenciones, más desequilibrante que en sus primeros partidos. Pudo haber abierto el marcador, se pasó de confianza y en lugar de definir intentó esquivar al arquero sin éxito. Buena alternativa.

Gio Simeone (5): Entro para cambiar la fórmula, tuvo dos de nueve de área que falló y la menos clara fue la más peligrosa, mediavuelta para corregir errores en la entrega y a centímetros del palo. No mucho más.

Leonardo Pisculichi (5): Agarró la pelota con más intenciones que ideas, no pudo desequilibrar más que en la última, que habilitó magistralmente a Teo.

Sebastián Driussi (5): Un remate al arco, a destiempo de sus compañeros. Entró frío en un partido muy caliente, eso lo perjudicó.