De Tucumán a Turín

Roberto Pereyra, nacido en las inferiores de River, pasó de Udinese a la Juventus en 18 millones de euros. 

Hay mucho vínculo entre River y la Juventus. En el recuerdo está la final de la Copa Intercontinental, con triunfo de los italianos por 1-0. Pero la ligazón se remonta a la década del 50, cuando la Vecchia Signora compró a Enrique Omar Sívori y se pudo cerrar la herradura del Monumental. Más acá en el tiempo, otros dos jugadores identificados con River, vistieron la casaca de bastones negros y blancos. Uno la rompió: David Trezeguet. Metió 171 goles en 10 temporadas. El otro es Juan Pablo Sorín, que jugó poco, aunque con 20 años aportó para lograr la Champions League 1995/1996.

Ahora, un nacido en Núñez llega a Turín. ¿Quién? Roberto Pereyra. El tucumano, que jugó 44 partidos con la banda roja, pasó del Udinese a la Juve en 18 millones de euros. En el cuadro de Udine metió 8 goles en 100 encuentros. Y mostró un buen nivel jugando por los dos costados del mediocampo, preferentemente por la izquierda, como lo hizo en River más allá de haberse formado como un típico número 8.

Marcado por el descenso, Pereyra se marchó a Italia con muchas ilusiones. La terminó rompiendo. Ahora llega a uno de los clubes más poderosos del mundo.

Imagen: www.juventus.com