“Chichizola me salvó”

Ariel Rojas se hizo cargo del error al haber metido la mano que derivó en el penal que el arquero le atajó a Saja y explicó porqué tuvo ese comportamiento: “Me quise apoyar en el jugador de ellos”. 

img_9751Ariel Rojas la “adalberteó”. Hizo la gran Román en la fatídica promoción con Belgrano. Aunque esta vez, la acción del ex Godoy Cruz quedará en segundo plano. Saja no pudo con el arquero de River. “Chichizola me salvó”, reconoció Rojas en América & Closs. “La verdad, mi error nos podría haber costado caro”, amplió.

El volante explicó porqué metió la mano: “Levanté el brazo porque me quise apoyar en el jugador (Cahais). Como la pelota me pasaba, lo quería incomodar y que cabeceara con dificultad. No tengo intención, pero es mano y entiendo cómo lo juzgó el árbitro, la mano fue muy arriba. Igual si Cahais la bajaba podía tocar para el medio a Viola que estaba solo”.

Rojas se fue triste de la cancha e incluso lloró luego del 3-2. Por eso le agradeció a sus compañeros por el apoyo recibido. “Me abrazaron y me alentaron. Ellos me dijeron ‘esto es un equipo y hay que salir adelante’. Yo estaba mal porque había hecho un gran partido y de pronto se nos complicó”.

Lamenta no poder estar con Argentinos por haber llegado al límite de amarillas, ya que siente que está en un gran momento, quizás el mejor desde que arribó a Núñez a mediados de 2012. “Ayer sentí que hice un buen partido, hasta la mano había hecho lo que me pidió Ramón: que me suele en ataque y que acompañe a Manu, que jugó de enganche”.

El domingo tuvo un final feliz, “pero en el momento fue duro”, reconoce Rojas, que se ríe cuando lo chicanean si está listo para ir al arco. Reconoce que desde los 18 años se trata con un psicólogo deportivo y sueña en voz alta: “esperamos terminar el semestre festejando el campeonato”.