Balanta, íntimo y futbolero

En diálogo con Pasión Monumental radio (AM 990) el colombiano habló del presente del equipo y algunas cuestiones que exceden el mundo de la pelota.

img_6324A pesar de sus 21 años, Eder Alvarez Balanta parece maduro. Incluso más afuera que adentro de la cancha, donde partido a partido busca definirse como un defensor que marca época. Porque el colombiano entró hace un año en la Primera, debutó en la cancha de Racing y no salió más del equipo, sólo por lesión o suspensión.

Pero a Eder le importa cosas que exceden el ámbito del fútbol. “No importa la comodidad de un jugador sino el bienestar del equipo”, explicó cuando se le preguntó por si prefiere que la defensa se pare con tres o cuatro defensores.

Sobre el choque ante Estudiantes lo definió como “muy importante, todos los tomamos como si fueran finales”. Y hasta contestó si jugaría de volante central. “Lo hice en Colombia y los espacios son diferentes acá. Acá, cuando corté varias pelotas, me pusieron más atrás”.

El moreno no quiere apurarse. Con su perfil subterráneo, sabe que en cualquier momento puede irse a Europa, pero pone un stop: “cuando venga una oferta, haré lo mejor para el club, para mí y mi familia. Yo trato de estar concentrado en mi realidad y mi presente que es River”.

Además, Alvarez, como le gusta que lo llaman por más que una amplía mayoría lo cite como Balanta, mostró una parte de su costado íntimo. “La exposición no es lo que más me gusta de la carrera del futbolísta. Al principio me costó la exposición. Ahora ya tengo un poco más de libertad y tengo una vida por delante luego del fútbol”.

Y hasta bromeó: “Fue muy buena la visita del Chili (del actor Anderson Ballesteros, uno de los que personifica a un sicario en “El Patrón del Mal”) para descontracturar”.

Escuchá la nota completa