“Somos totalmente ofensivos”

Fernando Cavenaghi volvió a su casa y se ilusiona tras el debut exitoso frente a Gimnasia. “Ramón se enojó porque no lo definimos antes”, contó.

img_8112“En mi vida me hubiera imaginado volver, ser el capitán, sentirme importante y, sobre todo, sentir el reconocimiento del hincha. Es lo máximo”. Fernando Cavenaghi regresó a su casa y el grito de “Cavegol” tronó como en las mejores tardes. Y, lógicamente, el 9 se ilusiona: “Este es un River totalmente ofensivo, con llegadas y variantes. Muchas veces yo estaba marcado, pero aparecían Ponzio, Vangioni, todos llegaban libres. Encajamos justo como quiere Ramón”.

Igual, es el capitán quien blanquea el enojo del DT por la falta de contundencia: “El enojo de Ramón fue porque no lo definimos antes. Pero hubo pelotas en los palos, el arquero atajó bien, otros tiros pasaron cerca o rozaban en alguien y se iban afuera. Lo importante es tener las situaciones”.

El Torito tuvo un par de chances, la más importante fue un derechazo que se estrelló en el palo derecho de Monetti. Pero no pudo gritar. Igual, el 9 no se pone ansioso. “Te soy sincero: vivo del gol, pero en un partido como el de ayer, el gol lo dejo de lado. Si ganamos y los goles lo hace un compañero, todo bien. Me sentí cómodo”, le dice a American Closs. Y, entre risas, desafía las críticas, que son las menos: “Estoy bien, como en la última etapa en la B. Pasa que cuando la pelota entra estás flaco, y cuando no, estás gordo”

Con respecto a la actuación colectiva, Cavenaghi destacó que “jugar con tres atrás es una ventaja, porque ganás un jugador arriba o en el medio, más cuando los rivales se meten atrás. A la hora de defender retroceden los carrileros y los de arriba debemos presionar. La idea se cumplió como la pensamos”.

No se siente el “capanga” del plantel (“viene a sumar desde adentro y afuera de la cancha”), aunque por peso específico sí tenga mayor ascendencia. Y entonces, como conoce el mundo River, pide: “Hay que hacerse fuerte de local, que el rival sienta esa cosita de venir al Monumental, que no le va a ser tan fácil. Es normal que la gente esté ansiosa. Hay mucha ilusión y cuando erramos pases fáciles se pusieron nerviosos. Lo bueno es que fuimos pacientes. Ayer entró una sola pelota, quizás en otros partidos entren más”.