“Tenemos que ser más profundos adelante”

Aunque dice que “el equipo está en muy buenas condiciones”, Ramón Díaz está inquieto por el nivel de River. Desea que ante Boca, en Córdoba, sea vea otra cara.

img_9679“Tenemos que ser más profundos de mitad de cancha para adelante”.

Ramón Díaz fue un goleador implacable, un asesino serial en el área. Gritó de todas formas. Y desea que su River versión 2014 recupere la voracidad de otras épocas, no sólo cuando él jugaba con la 9 espalda sino también como aquellos equipazos del 96/97, 99 y 2002, campeones jugando a un fútbol diferente. ¿Podrá recuperar ese estilo en un fútbol urgente de resultados? Se verá, sólo él y sus jugadores responderán donde más importa, en la cancha.

Boca, en Córdoba, se presenta como una prueba más que exigente para seguir perfeccionando detalles. Lo sabe Ramón, aunque confía en los suyos. “El equipo está en muy buenas condiciones. Veo progresos enormes de parte de todos, mucho entusiasmo. Ahora estamos en la parte de afinar cosas, de ser más profundos con la pelota para llegar bien al campeonato”, dice en la sala de conferencias del Monumental antes de viajar a las sierras.

Y se mete en el análisis de los nombres propios. “Vangioni está volviendo a ser el del primer semestre, Carbonero se adaptó al club, Ponzio levantó mucho el nivel y me gusta la inteligencia táctica que tiene el Rayo Menseguez, tiene mucha calidad. Tenemos jugadores que están compitiendo por un lugar y se están mostrando para estar en el campeonato”.

Con respecto al arribo de Bruno Urribarri, el ex lateral izquierdo de Colón que el riojano no solicitó como refuerzo, evita la polémica y reconoce que “es importante que no ocupe cupo”, ya que llega libre por falta de pago.

Y en ese contexto, el entrenador más campeón de la historia del club, confiesa que se acomodó a la realidad económico/financiera de River. Sí, por más que haya pedido dos delanteros (Cavenaghi ya está, Scocco es hoy un imposible). “Estamos muy contentos con el plantel, sabemos la situación del Club y nos vamos a adaptar a todo lo que viene”. Un Ramón más light, de perfil bajo, que quiere un equipo más picante.