Puntajes vs. Newell’s

No sólo se ausenta el resultado, el rendimiento también. Y en Rosario, ante el mejor equipo de la actualidad, no hubo cambios. Para colmo, Barovero, el mejor de River, estuvo sin fortuna.

IMG_9683

Estos son los puntajes para Pasión Monumental:

Marcelo Barovero (5): Tuvo que entrar una sola vez en el partido y tuvo la mala suerte de resbalarse. Ese “error” le valió una derrota a River.

Federico Vega (5): Bien en defensa, se proyectó poco. Correcto en su presentación.

Germán Pezzella (6): Correcto por abajo. Si River no sufrió en defensa fue gracias a la buena actuación de sus defensores, entre ellos el bahiense.

Eder Alvarez Balanta (6): Es una topadora. Impasable de nuevo, ganando por arriba y por abajo. Toma riesgos y cumple en su intención, por eso es figura.

Leonel Vangioni (6): Jugó por el 225 y aportó la salida que el equipo necesitó por las bandas. Aportó en defensa y salió con una sobrecarga muscular. Igualmente, deberá descansar de manera obligatoria ante Belgrano.

Leonardo Ponzio (5): Al buen despliegue no le agrega precisión y, con tan buenos antecedentes, su bajón futbolístico queda más evidenciado.

Cristian Ledesma (5): No está bien el Lobo y el equipo lo nota. Retarda la entrega, no llega con la soltura que siempre a los cruces y no cambia la variable con la pelota al pie.

Osmar Ferreyra (5.5): El que más desequilibrio aportó de la mitad para arriba. Justificó la confianza del entrenador.

Manuel Lanzini (4): La carrera de Lanzini se caracterizó siempre por los altibajos y en ésta, su mejor etapa, tampoco puede escapar a eso. Sus desapariciones resienten de manera decisiva la estructura ofensiva del equipo de Ramón.

Federico Andrada (4): Mucha lucha, poca determinación. Si hablamos del penal que le cometieron y que Pompei omitió es porque se demoró en la definición de una jugada que era gol cantado. Después, tuvo un cabezazo débil y nada más.

Giovanni Simeone (4): Nunca le quedó cómodo el partido al juvenil. Tuvo un sólo remate, desde afuera y a la tribuna, y nada más. No encontró con quien crear sociedades y se fue reemplazado.

Matías Kranevitter (5): Siempre con la cabeza lavantada y la pelota precisa al compañero. Aunque no pudo hacer mucho.

Carlos Carbonero y Jonathan Bottinelli (-): No llegaron a jugar 25 minutos, no califican.

Imagen: Nicolás Aboaf