“Si River se pone a la par, les come el campeonato”

(INCLUYE AUDIO) A dos meses de su partido despedida, Ariel Ortega habló con Pasión Monumental radio (AM 990) y opinó sobre las chances de River en el campeonato. Además confirmó la presencia de algunos jugadores, quiénes serán los técnicos y el sueño de contar con Messi.

El 13 de julio, el Monumental se volverá a vestir de gala para despedir a un hijo pródigo. Así como pasó en el 87 con Alonso y en el 99 con Francescoli, será ahora Ariel Ortega la gran atracción. Un estadio repleto le dará las hurras al último gran ídolo. Y si bien adelantó cuestiones del partido, el Burrito no se limitó a opinar del presente: “Por supuesto que River puede salir campeón. Está a tres puntos. Tiene a un gran técnico como Ramón. Y más allá que Newell’s o Lanús están sólidos, si se pone a la par les come el campeonato”, tiró.

Ansioso porque llegue su fiesta, el jujeño confirmó algunos apellidos que estarán presentes: Saviola, Buonanotte, D´Alessandro, Enzo, Zapata, Astrada, Hernán Díaz, entre otros. Incluso blanqueó que su sueño es compartir una cancha con Messi: “Es muy difícil, sería un orgullo pero sabemos los compromisos que tiene él. Sería muy lindo que esté”. ¿Y Maradona, con quien siempre gozó de una gran relación? “Tengo una gran admiración y respeto con él, pero para que no pase un mal momento no va a venir”, se sinceró.

Por otra parte, los técnicos serán Ramón Díaz y Gallego, aunque no dejó de valorar a Pumpido y Bielsa. ¿Passarella? Si bien agradeció que se le vuelvan a abrir las puertas del Monumental, dejó en claro que “yo me identifico con la camiseta de River, políticamente no me quiero involucrar. Me gustaría trabajar en el mundo River, en la Reserva o alguna división inferior para poder ganar experiencia”.

Con 35 mil entradas ya vendidas, Ortega se emociona al decir que “los que me conocen saben que no puedo creer lo que me pasa con la gente, con la institución y una camiseta tan grande a nivel mundial y yo ser parte de la historia y de una despedida que están organizando para mí. Es lo más maravilloso que me ha dejado el fútbol, el cariño de la gente es sagrado. Es difícil describírtelo con palabras, es impagable”.