Una despedida a puro show

(INCLUYE GALERÍA DE IMÁGENES) En la última práctica en Tandil, Ramón Díaz motivó a los que jugarán con Racing, hizo participar a sus ayudantes de campo en un táctico y hasta frenó a un par de hinchas que insultaban a Passarella. 

“Sigan jugando carajo”. El grito de Ramón Díaz retumba fuerte. Es el último entrenamiento en Tandil tras una dura pretemporada y él sigue siendo la vedette de las sierras. Acá no ha teatro de revistas, no hay Mar del Plata, Carlos Paz ni calle Corrientes, pero el Pelado es el protagonista excluyente. Por eso “enojo” que más bien fue motivación para el equipo que intentará quedarse con la Copa Centenario de Mar del Plata.

Porque el riojano ya definió el equipo que jugará con Racing: Chichizola; Silguero, González Pirez, Espíndola López; Abecasis, Acevedo, Cirigliano, Rojas; Lanzini; Villalva y Luna. Pero aunque estos no sean los titulares, el DT quiere tener a todos a full, como le gusta decir a él. Y entonces pegó el alarido en un momento que se frenó el ataque ante un equipo con algunas perlitas.

En la despedida, en su último show, Ramón condujo un táctico con los 11 anti Racing frente a ocho rivales, sin arquero ni centrales. Pero lo llamativo es que del trabajo participaron Emiliano Díaz y Marcelo Escudero, sus ayudantes de campo, el primero parado como volante por derecha y el Pichi por izquierda.

Ramón, atento a todo, solo se distrajo en un momento. Fue cuando dos hinchas comenzaron a insultar a Daniel Passarella, quien miraba el ensayo antes de volverse a Buenos Aires. El riojano se acercó a los muchachos y les pidió, de buena manera, que dejen de cantar contra el presidente.

En el final, dio el OK para que los que estaban afuera del estadio de Ferrocarril Sud pudieran ingresar. En el desborde, Ramón fue el más requerido para las fotos, el autógrafo o simplemente un abrazo como muestra de cariño.

Imagen: Nicolás Aboaf (enviado especial a Tandil)