“Mi hijo se llama Enzo en honor a Francescoli”

(AUDIO INCLUIDO) Pipino Cuevas habló en Pasión Monumental Radio, confesó su idolatría por el Príncipe, contó anécdotas de su pasado por el club y se confesó como hincha ferviente del Millo. “Que nadie me hable mal de River porque lo defiendo a muerte”.

“Los hinchas de River son ladrones… porque me robaron el corazón”. Sincero y hasta romántico, Pipino no disimuló en ningún momento su amor la Banda, el mismo que sienten los hinchas que nunca se van a olvidar de sus goles a Boca o aquel tanto histórico frente a Racing.

“Estoy muy agradecido a River por lo que me dio cultural y deportivamente. Mi hijo mayor se llama Enzo en honor a Francescoli.  Soy un gran hincha, que nadie hable mal del club porque lo defiendo a muerte”, declaró el paraguayo en diálogo con Pasión Monumental Radio, por Radio Splendid.

“El gol a Racing fue increíble, pero el que más me marcó fue el que le hice a Boca en el Monumental. Había soñado que lo metía a los 45 del ST y a los 44, la empujé y no lo podía creer, es algo impresionante escuchar gritar un gol en el Monumental, se te pone la piel de gallina”, describió.

Además, Pìpino contó las inolvidables anécdotas de su mamá: “Después del gol a Racing, en el vestuario rompimos todo, casi festejando el campeonato y recuerdo a mi mamá gritándole a Ramón: ‘Te dije que lo tenías que poner, Ramón, te lo dije’. Es una persona muy querida por los hinchas, siempre estaba en el club y metía presión como loca”, contó entre risas.

“Yo le decía: ‘Me hacés pasar vergüenza, mis compañeros se me ríen’, pero ella decía que sabía lo que hacía. Fue mi mejor representante, ella habló directamente con los dirigentes, me firmó el primer contrato”, agregó.

Cuevas también elogió a Ramón: “Es un técnico muy reconocido, merece el respeto. Estoy muy contento de verlo. Los vecinos se sintieron mal de verlo y enseguida se fueron a buscar a Bianchi”, chicaneó.

Por último, habló del vestuario de años atrás: “Astrada tenía buen puesto el apodo de ‘Jefe’, me gritaba durante todo el partido, no me dejaban caminar. Lo mismo Coudet. Tengo los mejores recuerdos de mi paso por el club y agradezco el cariño de la gente”.

Jonathan Fabbro

Al ser consultado por el posible refuerzo de River, Pipino Cuevas sólo tuvo palabras de elogio para su excompañero en Paraguay: “Tiene un despliegue bárbaro, le pega al balón como a los dioses. Es un jugador muy interesante. Es el típico enganche del fútbol argentino, del estilo de Riquelme. Puede ser una gran ayuda para River”.

Escuchá el audio completo: