Un partido a contramano de la historia

River visitará por segunda vez el nuevo estadio Libertadores de América. Siempre peleando arriba, jugando bien al fútbol y con duelos ricos en goles, la actualidad los encuentra pensando en la tabla de los promedios.

El Millonario vuelve a enfrentarse a Independiente. Por tercera vez, River visitará al Rojo desde que dejó la Doble Visera. El último antecedente es de victoria. Fue 1-0 sobre la hora, con gol de Mariano Pavone. El equipo era dirigido por Juan José López.

En la tabla histórica, River se impone con 70 partidos y 255 goles. El Rojo, por su parte, ganó en 49 ocasiones con 201 gritos. Hubo 46 encuentros igualados.

La máxima goleada y el gol que Pelé no pudo hacer. El 3 de diciembre de 1972 por la fecha 11 del Nacional, River derrotó a Independiente por 7 a 2 con tres goles de Carlos Morete, Víctor Marchetti y Raúl Giustozzi. Norberto Alonso marcó dos goles ese día, y uno de ellos quedó grabado para siempre en la memoria del hincha, luego de que el Beto eludiera sin tocar la pelota al histórico arquero Miguel Angel Santoro y definiera solo con el arco vacío. Dos años antes, Pelé intentó la misma maniobra jugando para el Brasil campeón del Mundial de México, pero la jugada no terminó en gol.

Durante dos décadas, la del 70 y 80, la rivalidad futbolística entre Alonso y Bochini fue grande. Dos cracks que animaron partidazos de dos cuadros que respetaban un estilo y una idea. El famoso paladar negro.

Pero la realidad de River e Independiente es diferente. El partido del sábado irá a contramano de la historia, debido a que los tres puntos tendrán un plus extra, ya que ambos equipos se encuentran comprometidos con la tabla de los promedios.

La rica historia de los dos clubes permiten armar este equipo con jugadores que vistieron ambas camisetas: Oscar Passet; Jorge Gordillo, Fernando Cáceres, Eduardo Tuzzio, Federico Domínguez; Lucas Pusineri, Esteban Cambiasso, Daniel Montenegro; Antonio Alzamendi, Sebastián Rambert y Esteban Fuertes.