“Los balances dibujados son los de Vélez y Boca, no el de River”

Esa fue la defensa que hizo Daniel Passarella al balance que se aprobó la semana pasada: se refirió a Boca y Vélez, que arrojaron 37 y 26 millones de pesos respectivamente… Ah, ya hay polémica por el pase de Mauro Mallorca.

El balance de River sigue dando de qué hablar. En la reunión de Comisión Directiva de esta tarde se reflotó el tema, para lo cual el presidente Daniel Passarella se defendió de una manera extraña: acusó a Boca y a Vélez de presentar supuestas irregularidades: “Los balances dibujados son los de Vélez y Boca, no el de River”, les dijo el Kaiser a sus pares en salón Rafael Aragón Cabrera.

Lo curioso del caso es que ambos clubes arrojaron déficit en su último ejercicio económico. El rival de siempre cerró con $36.852.901, mientras que el Fortín (claramente más ordenado en las finanzas) lo hizo con $26.343. 000. ¿Dibujados? Habría que analizarlos, algo que se ve que hizo el presidente antes de levantar el dedo acusador.

Otro punto discutido de la reunión (donde varios ítems se pospusieron por falta de quórum), fue el del pase del juvenil Mauro Mallorca, quien llegó en el último invierno proveniente de Temperley, a cambio de 218 mil dólares, una suma considerable para una promesa de tan solo 16 años.

Lo que ocurre es que, en su momento, se había pagado esa plata por el 90% (el otro 10% quedó para Temperley) del enganche pero, esta tarde, se dio a conocer que River tiene en su poder tan solo el 50%. ¿Qué pasó con el otro 40? Se le “donó” a la empresa Calcio Sudamérica S.A. Los mismos que, curiosamente, también posee un 10% de Ezequiel Cirigliano.

Acusaciones, pases dudosos, porcentajes que cambian de dueño… Las polémicas en River nunca cesan. Cuando un tema se cierra, otro sale a la luz. Lo único claro, es que no hay nada claro.