“¿Qué hizo Trezeguet mejor que yo en River?”

Eso se pregunta Cristian Fabbiani, quien prendió el ventilador con todo. Castigó al francés y también cobró Paulo Ferrari: “Es un buchón, pecho y sin aliento”.

El Ogro pasó con más pena que gloria por River. Llegó como ídolo, la gente se puso la máscara de Shrek, confesó su amor por la Banda en todos lados, pero a la hora de los bifes fue una desilusión. Fabbiani desperdició la gran chance de su vida por su falta de profesionalismo. Metió apenas tres goles y se habló más de su vida privada que de su juego. Sin embargo, mientras se recupera de una lesión en la rodilla, habla de River. Y pega. Y castiga. Así lo hizo en RTplis, por DeporVOX.

Al primero que se llevó puesto con su lengua fue a David Trezeguet. “¿Qué hizo mejor que yo en River? A Trezeguet le perdonan todo, pero yo tiraba caños también y metí más goles que él en Primera. Yo miraba el clásico y pensaba ‘a mí me puteaban y ahora hay cada uno’. Si jugaste un Mundial, en la última jugada tenés que aguantarla. Yo en Rumania salí campeón, en Lanús la rompí… hay que ver el presente”.

Sobre su pobre pasado en el club no fue autocrítico sino que optó por castigar a ex compañeros, apuntando a uno en particular. “¿Como no me iban a putear los de River si no dábamos tres pases seguidos? En River,  en el primer semestre, no había grupo. Por eso nos iba así. El vestuario de River estaba podrido cuando yo estaba ahí. Había buchones. Ferrari estuvo cinco años en River, no hizo nada y encima era buchón. Con Gallardo me sentaría a tomar un café, al otro (Ferrari) lo cagaría a trompadas. Ferrari es un buchón, pecho y sin aliento”.

En el final de su caliente exposición, Fabbiani recalcó que “River se portó diez puntos conmigo. El año que jugué fue el más profesional en mi vida”. No se notó.