“Fue un error de apresurado”

Jonathan Bottinelli se hizo cargo de su macana en el gol de Quilmes. Autocrítico, reconoció que “debí tomarme más tiempo, el partido se decidió por eso”. El ex San Lorenzo será titular con Boca.

Jonathan Bottinelli no se escondió. Al contrario. A menos de un día de la jugada que derivó en el gol de Cauteruccio y que le dio la victoria a Quilmes, el defensor realizó un raid mediático y se hizo cargo: “Fue un error de apresurado, debí tomarme más tiempo. El partido se decidió por mi error. Le pegué mal la pelota y se la dejé servida la delantero”, dijo en La Red y Radio 9.  Y siguió machacándose: “Encima tapé a Barovero”

Consultado por cómo pasó la noche del domingo, el ex San Lorenzo contó que “dormí bien, porque son cosas que pasan en el fútbol. Fue un desgracia”. También se lamentó: “Ellos tuvieron un error en el primer tiempo y nosotros no lo aprovechamos como ellos”, recalcó en relación al tiro de Luna que tapó Trípodi tras una mala cobertura de Lema.

Con respecto al desarrollo del juego, Botinelli aportó que “Quilmes tiene una cancha más chica, pero no es una excusa. Uno tiene que hacer las cosas bien y doblegar al rival. En la batalla fue parejo y en lo futbolístico tampoco nos superamos”.

Su mente, como la de todo River, está puesta en Boca: “Hay que tomarse la semana con tranquilidad. Si no fuera por mi error, el partido terminaba 0 a 0. Necesitamos sumar para llegar a los 30 puntos, que es nuestro objetivo. Va a ser una semana linda. Matías va a preparar el parido para que mejoremos lo que hicimos mal con Quilmes. Un triunfo nos dará envión para el final del torneo. Hay que ganar y seguir sumando”, cerró sin dejar de lado la autocrítica.