¿Y el apoyo?

Con Almeyda contra las cuerdas, Passarella, que como pudo salió a bancar al entrenador, se fue a Punta del Este en lugar de ver el partido con Racing en el Monumental.

Ese palco que habitualmente ocupa, en la platea Belgrano, solo tenía a un dirigente: Omar Solassi, el vice segundo. Su amigo, Daniel Passarella, no estaba. En realidad, no estuvo. ¿Cómo? Sí, a cuatro días de ensayar un respaldo a Matías Almeyda, el Kaiser no apareció por el Monumental.

Según contaron algunos directivos (sí, los pares de CD del presidente), Passarella se fue a pasar algunos días a Punta del Este. Por eso a pocos les llamó la atención que no se haya apersonado en el vestuario luego del 0-1. Lo grave es que alguna vez fue técnico.  ¿No sabe el otrora Gran Capitán cómo se trata a un DT en un escenario tan endeble?

Sí aparecieron Diego Turnes y Daniel Mancusi, los dirigentes más allegados al plantel. Passarella podría reaparecer mañana y no se descarta que haya una reunión con el Pelado. ¿O seguirá disfrutando del fin de semana largo?