Un debut especial

Carlos Luna hizo su estreno en River nada menos que ante su ex club y fue ovacionado. Aunque entró con ganas y tuvo una jugada que pegó en el travesaño, se nota que le falta en lo físico.

Tal como aseguraban desde el cuerpo técnico durante la semana, Luna necesitaba dos semanas de adaptación para estar pleno desde lo físico. La urgencia hizo que ocupe un lugar en el banco de suplentes, pero en la cancha se notó la falta de ritmo.

Con el partido volcado a favor de River, Almeyda le dio la chance al Chino de tener los primeros minutos con la camiseta millonaria y, aunque el delantero no tuvo el tiempo suficiente para mostrar todo lo que puede dar, fue evidente que todavía le falta para estar diez puntos.

Igualmente, Luna se mostró activo y participativo en ataque. De hecho, tuvo la última jugada de peligro del equipo, con un remate desde afuera de la cancha que hizo temblar el travesaño del arco de Javier García.

El Chino entró y dio una buena imagen. Tendrá tiempo de ponerse a punto y mostrar que puede dar en River lo mismo que le dio al club que hoy lo vio llevarse un triunfo y que lo ovacionó durante el partido.

Por Antonella Valderrey

Imagen: Nicolás Aboaf