¿Será refuerzo?

A Manuel Lanzini se le venció el préstamo con el Fluminense y vuelve a River. Almeyda ya dijo que lo va a tener en cuenta. Aquí, la historia de Manu.

Lanzini desembarcó en River en 2002, jugando como volante por izquierda. Con el tiempo y los partidos en inferiores, le fueron notando las condiciones para ser enganche. En 2010, fue su primera experiencia con el equipo de primera luego de que Ángel Cappa lo llevara a la pretemporada de invierno, en Salta. Debutó en la victoria frente a Central Norte ingresando, ni más ni menos, que por Ariel Ortega. Luego, jugó en gran nivel otro amistoso contra Juventud Antoniana. Cappa ya lo veía como titular y de hecho fue el técnico que más lo utilizó.

Con el descenso consumado y sin lugar en el 4-4-2 que planteo Almeyda como DT, Fluminense se lo llevaría a préstamo en una operación fugaz  por 12 meses y con una opción de compra de 15 millones de euros. El presidente de la institución brasileña, lo llenó de elogios y rápidamente la prensa lo catalogaría como el “Neymar argentino”. En Brasil, marcó 5 goles en 37 encuentros (17 de titular y 20 de suplente), ¿el mas importante?, su gol en el clásico frente al Flamengo. No jugó gran cantidad de minutos pero siempre que entró, rindió. Por eso, el equipo brasileño intentó en reiteradas oportunidades extenderle el préstamo, algo que River, no aceptó.

Con mas roce y más maduro, Lanzini es uno de los 12 jugadores que debe retornar al club de los préstamos. Desde River afirman que lo quieren ver y que será tenido en cuenta. Puede ser una buena variante ya que no abundan en el plante, generadores de juego. Podría aportar la velocidad, el vértigo, la gambeta y la explosión que Almeyda pidió para su nuevo equipo, “más rápido”.