“Turnes estuvo siempre con nosotros”

Indirectamente, el Chori Domínguez le tiró un palo a Passarella y recalcó, vía Twitter, la compañía del vice primero. Qué le molesta al 10 y qué pasó en el vestuario post Boca Unidos. 

Con vocabulario twittero, esto escribió el Chori el 21 de mayo. “GRACIAS a to2. Me desconecto hasta el final dl torneo, xq se mal interpretan lo q 1dice, un abz grande a to2 mis seguidores”.  Duró 20 días y no aguantó más hasta volver a la red social. Caliente, ayer ya había mostrado los dientes. Y si bien se enojó con los insultos de la gente, en sus dichos hubo un metamensaje para los dirigentes. Bah, en realidad para Daniel Passarella, con el que está caliente.

Alejandro Domínguez reabrió su cuenta de Twitter (@chori1708). Y en uno de sus mensajes, sin nombrarlo, dejó entrever su malestar con el presidente. “Chori, aclara tus declaraciones a todos nosotros, especifica que te referías a la dirigencia o que sector, la gente está furiosa”, lo interrogó el usuario @joseareino. Y el Chori fue contundente en su respuesta: “fiera q queres q aclare,lean mis declaraciones, lo q digo es q si tengo q agradecer a Diego Turnes xq stuvo siempre con nos”.

¿Qué molesta al 10? Primero que no ve mucha fuerza de la CD para continuar en el club después del 30 de junio. Entiende el Chori que resignó mucho dinero y que le puso el pecho a la situación. Entonces le gustaría ver un guiño del Kaiser y compañía. Igual, su continuidad no sólo depende de las buenas voluntades. La ficha es del Valencia, quien podría contarlo entre sus filas o venderlo al exterior.

Además, a Domínguez le hizo ruido que hayan trascendido algunos nombres de refuerzos. El lo tomó como una falta de respeto a los que están jugando. Y tampoco se bancó que saltaran a la luz los posibles sustitutos de Almeyda si éste no continúa.

“Lo dije n la nota, el vestuario fue d mucha alegria, muy emocionante x tanta angustia,presion y ansiedad con la q lo vivimos”, fue uno de los últimos mensajes redactados desde su BB.  Pasión Monumental pudo saber que el ambiente en el Angel Amadeo Labruna no fue el mejor. Y eso que venían de lograr un triunfo que puede valer medio ascenso. Sin embargo, algunos futbolistas quebraron en llanto por los nervios y otros discutieron con un par de dirigentes.