Jornada positiva en Ezeiza

(GALERÍA DE IMÁGENES INCLUIDA) Las categorías mayores de River recibieron a Huracán en Ezeiza, por la séptima fecha de la Zona B de la Copa Carlos Stella. El Millo cosechó dos triunfos y un empate. Buen marco de público en el predio.

Bajo la atenta mirada de Cesar Larraignée, Héctor Pitarch y Adrián Domenech, los chicos de River y Huracán no defraudaron y regalaron a todos los presentes una jornada brillante en Ezeiza. Los chicos dirigidos por Jorge Gordillo no logran conseguir una regularidad, y pese a tener un muy buen partido, igualaron sin goles. Las categorías de Claudio Viscovich y Fernando Kuyumchoglu tuvieron un arduo trabajo dentro de la cancha, pero doblegaron a sus rivales en dos partidos emocionantes.

Cuarta División: River 0-0 Huracán

Los chicos dirigidos por Jorge Gordillo dominaron el encuentro y hasta mejoraron su performance dentro de la cancha en el complemento. Hicieron mucha rotación de pelota, buscaron la apertura de las dos fuertes líneas de cuatro propuestas por Huracán y contaron con muchas situaciones de gol. El elenco de Parque Patricios casi lo gana en el segundo tiempo, pero concretó mal dos contragolpes que se generaron por fallas en la defensa millonaria.

Formación: Gaspar Servio; Esteban Espíndola López, Carlos Ruiz, Federico Vega, Matías Kranevitter, Víctor Cabrera, Facundo Quignón, Augusto Solari, Leandro Garate; Juan Cazares y Cristian Insaurralde.

Quinta División: River 2-0 Huracán

Todo el partido fue de River. Los dirigidos por Claudio Viscovich tuvieron un muy buen desempeño y pudieron corregir muchos errores que habían tenido en su visita a Unión de Santa Fe. Dominaron el partido de punta a punta, inclinaron la cancha a base de muchos pases y exigieron siempre al arquero visitante. Pero su premio lo obtuvieron sobre el final del partido. Los centros pasaron a ser producto de los nervios, pero fueron bien aprovechados por Lucas Pugh y Brian Caser Chaves en los últimos diez minutos del partido. En ambas oportunidades quedaron libres para definir frente al arco vacío.

Formación: Emmerson Correa; Juan Rodríguez, Federico Dho, Gastón López; Nahuel Mela, Bustos, Lucas Pugh, Ojeda; Emanuel Martínez; Federico Andrada y Claudio Pombo.

Sexta División: River 3-2 Huracán

Los conducidos por Fernando Kuyumchoglu atacaron y defendieron siempre de manera correcta, jugando con total calma y con mucho transporte de pelota, muy cerca del área rival. Así fue como llegaron a concretar un 2-0 parcial con dos goles de Emanuel Martínez que trajeron demasiada calma al equipo en el complemento. De a poco, Huracán fue tomando posesión de la pelota y en cuestión de cinco minutos empató el partido con goles de Alejandro Gamarra y José Cubas. El visitante aprovechó el envión anímico provocado por el empate y fue a buscar el triunfo. Solo quedó un intento para cada uno, y River lo ganó con un violento remate de Giovanni Simeone, fuerte abajo y al segundo palo del arquero. Golazo y festejos desenfrenados una vez más en Ezeiza, como si se tratara de una repetición del partido ante Banfield.

Formación: Nicolás Ciribe; Brian Molina, Hernán Branchesi, Nicolás Fittaioli y Alexander Barboza Ulloa; Emiliano Agüero, Tomás Martínez, José Acosta; Giovanni Simeone, Juan Cruz Kaprof y Julio Zuñiga.

LA PALABRA DE LOS PROTAGONISTAS

”Los chicos de la Cuarta y Quinta división tuvieron buenos partidos. La Cuarta mereció ganar, abrió la cancha e intento en todo momento. Solo les faltó el gol. La Quinta ganó un partido muy cerrado, trabajo y muy parejo”. Cesar Larraignée, entrenador de la Reserva.

”Pensé que Giovanni iba a abrir la pelota porque no alcancé a ver bien, pero había un jugador más como para seguir la jugada. Pero fue un golazo y estamos muy contentos por este triunfo”. Tomás Martínez, jugador de la Sexta División.

”No, ni pensé en tirar un pase, faltaba medio segundo para que termine el partido…”. Giovanni Simeone, jugador de la Sexta División.

La próxima jornada será la octava de la Zona B, de la Copa Carlos Stella. Las Divisiones Mayores de River deberán viajar para enfrentarse a San Martín de San Juan.

Por Roberto Blanco