La autocrítica de González Pirez

“El sábado no jugué bien”, dijo el central, quien saldría del equipo ante la vuelta de Ramiro Funes Mori.

Domingo a la medianoche. Leandro González Pirez está saliendo del recital de Ricardo Arjona junto a su novia. Se lo escucha preocupado en la charla con Pasión Monumental Radio (Radio 9, AM 950). Y el central no le esquiva a la autocrítica luego del éxito ante Huracán. “Ayer (el sábado) no jugué bien, no fue de mis mejores partidos. En el primer tiempo perdí tres o cuatro pelotas”, se recrimina. Y si bien pone como reparos que “la cancha no ayudaba mucho”, no se esconde.

Seguramente, Pirez, que jugó por primera vez en la zaga junto a Jonatan Maidana, saldrá del equipo que reciba a Instituto, ya que volverá el suspendido Ramiro Funes Mori.

Además, el juvenil, con 12 partidos con la camiseta de River, dijo que el 2-0 con el Globo “fue un partido difícil, luchado, trabado. Hicimos un primer tiempo malo y luego salimos con otra cabeza. Los cambios le dieron frescura al equipo y con las expulsión de Ferrer pudimos manejarlo”.

Llega un momento clave del torneo. Las últimas nueve finales están ahí y la primera se llama Instituto. Para González Pirez, “la presión tiene que ser linda, hay que tomarla de buena manera. Los equipos con River juegan diferente y por ahí se nos complica abrir los partidos”.

Sobre las dudas que despierta el rendimiento del equipo, recalcó que “tampoco es tan dramático el nivel. A veces  no jugamos bien, pero siempre salimos a atacar, tratamos de manejar la pelota y ser protagonistas”.

Por Paulo Filippini y Sebastián Leanza