El penal opacó la buena noche de Vega


A pesar de que cumplió con una buena actuación durante el partido, la falta cometida a Teófilo Gutierrez, que el colombiano cambió por gol desde los doce pasos, le hizo terminar la noche con el pie izquierdo al arquero de River.

Parece estar ganando el duelo. Ese mismo que había conseguido durante la pretemporada pasada pero que volvió a perder por una lesión en  el hombro derecho. Y aunque no recuperó el puesto durante la primera parte del torneo, el Indio sigue contando con la consideración de Matías Almeyda, quien lo vuelve a elegir como titular de su equipo.

Y en este encuentro, el rendimiento de Daniel Vega fue correcto. Aunque Racing no lo complicó demasiado, el arquero fue simple y práctico, una de sus principales características a la hora de resolver las jugadas.

Incluso tuvo algunas buenas intervenciones. Por ejemplo, a los 19 minutos del complemento, cuando se mostró muy seguro ante un remate de tiro libre de Giovanni Moreno. O a los 40, también del segundo tiempo, en el que se lució parando la pelota de pecho y despejando con una volea.

Pero su actuación se vio opacada cerquita del final, tras cometerle una falta en el área a Gutiérrez. Pablo Lunati no lo dudo, cobró penal y el colombiano no lo desaprovechó: marcó el descuento y complicó un partido que River ganaba cómodamente. De hecho, La Academia estuvo cerca de conseguir el empate, situación que hubiera complicado aún más al arquero.

Por eso, y más allá de su correcta actuación, la noche marplatense no terminó de la mejor manera para Vega, quien igualmente sigue ganándole la pulseada a Leandro Chichizola. Porque de no mediar ningún inconveniente, todo parece que será el jugador que defienda el arco de River en el debut del equipo, ante Almirante Brown.

Por Antonella Valderrey

Imagen: Wally / Pasión Monumental