Allanamiento en el Monumental

Unos minutos antes de las 11, varios efectivos de la Policía Federal Argentina ingresaron en las instalaciones del club para recorrer las oficinas de los directivos, entre ellas la del presidente Daniel Passarella. El abogado Alejandro Sánchez Kalbermatten realizó una denuncia, por eso se está llevando a cabo el procedimiento.

El juez Claudio Bonadio ordenó que la División Defraudaciones y Estafas actúe en las oficinas del Monumental, así como también en las que posee el expresidente José María Aguilar, el ex secretario Mario Israel, la empresa KPMG (se ocupó de la auditoría) e incluso en la AFA, ubicada en la calle Viamonte 1366, donde hoy está prevista una reunión muy importante para el Comité Ejecutivo.

La denuncia realizada por Sánchez Kalbermatten es a raíz de presunta administración fraudulenta y lavado de dinero. “Todo el mundo sabe que River se fue al descenso y que hubo vaciamiento, pero nadie lo llevó a Tribunales. Passarella está cubriendo a Aguilar. El juicio que le inició fue una truchada”, acusó, en declaraciones a radio La Red.

Hasta el momento fueron secuestrados 10 libros de contaduría en las oficinas administrativas de River, mientras que otro grupo de la Policía pasó por la casa de Passarella para llevar a cabo una fase del procedimiento. Y uno de los propósitos de esta serie de allanamientos es hallar el vínculo entre el club de Núñez con la AFA y Fútbol Para Todos, empresa encargada de las transmisiones de los partidos.

Por Germán Balcarce