Una mañana relajada en Ezeiza


El plantel se entrenó a puertas cerradas y este domingo volverá a hacer lo propio en el mismo lugar que hoy. Sin lesionados ni suspendidos, Matías Almeyda cuenta con la tranquilidad de que tendrá a disposición a  todos los jugadores que vienen entrenándose.

River no descansa. El Pelado siempre hizo hincapié en “la cultura del trabajo”, es por eso que desde el lunes sus dirigidos realizan la última parte de la puesta a punto y así será hasta que el martes reciban a Chacarita Juniors, por la primera fecha de la B Nacional.

De todas formas, las tareas de esta mañana se llevaron a cabo en un clima bastante distendido, tras las intensas lluvias que ayer impidieron que se desarrollaran normalmente los movimientos en el Monumental.

Luego de la entrada en calor, el plantel realizó varias tareas físicas y, para concluir la jornada, hubo una práctica informal de fútbol. De esa manera, River se prepara para afrontar el primer compromiso en la segunda categoría del fútbol argentino.

 Por Germán Balcarce